Seguro de impago de alquiler
¿Quién lo paga?

¿Y si no me pagan? ¿Y si me destrozan el piso? Más allá de todas las garantías y coberturas, tener un seguro de impago de alquiler ofrece a los propietarios una mayor seguridad frente a los riesgos de alquilar una vivienda. Al inquilino le da la posibilidad de dar tranquilidad y seguridad al propietario de la vivienda a la que quiere acceder, pero el seguro de impago de alquiler ¿quién lo paga?

¿Por qué es útil un seguro de impago de alquiler?

Porque nos ayuda a evaluar a los posibles inquilinos y elegir a aquel que mayor seguridad nos transmite gracias a un estudio financiero realizado a través de una sencilla entrevista con nuestro bot Patricia.

La empresa aseguradora asume todas las gestiones y gastos relacionados con el impago de las rentas por parte del inquilino. Se incluyen también las gestiones judiciales para iniciar el desahucio de un inquilino.

¿Quién es el beneficiario del seguro de impago?

Y el seguro de impago de alquiler ¿Quién lo paga? El propietario o arrendador del piso será el tomador del seguro. El propietario será quien pague a la aseguradora para que esta asume los riesgos de impago correspondientes.

Si fuera el inquilino quien pagara el seguro, es posible que dejara de pagarlo si deja de pagar el alquiler, por lo que la aseguradora dejaría de cubrir los riesgos del alquiler.

Si eres inquilino, el hecho de conseguir tu pasaporte de alquiler y ser aceptado por la aseguradora, te ayudará a convencer al casero de que eres su mejor opción.

¡Consigue tu pasaporte!

Rellena el siguiente formulario y nos pondremos en contacto contigo.